¿Que es una casa encantada?

En el fenómeno de Casa Encantada (o Infestada) aparece prácticamente la misma fenomenología que en los Poltergeist. Pero el origen, sería claramente diferente.
Casa Encantada es el lugar donde aparece, de forma incontrolada, fenomenología del tipo Psi-Kappa y Psi-Ganma, cuya acción parece inteligente y cuya característica más sobresaliente es que parece desear hacer daño.
El Encantamiento de un espacio, que sí podría desear dañar a los testigos.
La fenomenología parece buscar el dañar o, al menos, asustar a los sujetos que tienen la desgracia de presenciarlos.
Se puede repetir:
– al mismo sujeto
– en la misma fecha
– en la misma hora
– en la misma circunstancia
También la calificamos de inteligente, porque sus apariciones parecen tener un objetivo concreto y actúa evolutivamente, paso a paso. Normalmente, este objetivo consiste en alejar a los sujetos protagonistas de allí; aunque no descartamos otras ideas como: atraer a alguien, descubrir un suceso pasado, encontrar algo escondido, venganza… etcétera.
En algunas Casas Encantadas se ha podido comprobar la existencia de fantasmogénesis, así como otros fenómenos similares, y no siempre se ha tratado de fantasmas…
El fenómeno y, más concretamente, el lugar, suele estar relacionado con un suceso trágico, desagradable, dañino; con el Mal.
En muchas ocasiones, el fenómeno llega a perseguir al sufriente testigo.
Decíamos que estaría relacionada con el Mal (así con mayúscula) En este caso y por lo que se conoce, podemos incluir: prácticas mágicas, cementerios, crímenes, maldiciones, etcétera. No es cierto, por otro lado, que los fenómenos aparezcan sólo por la noche.
La idea más difundida es que se trataría de acumuladores de energía Psi negativa que se mantendría sujeta al lugar hasta encontrar un receptor/canalizador adecuado. La casa, sus muebles, paredes, etc.
Los muebles, los objetos e incluso los inmuebles, recogen y guardan, acumulando energía Psi que emiten tanto sus dueños como otros sujetos que tengan algún contacto con el lugar. Esta energía acumulada, no tiene por qué ser negativa, sino que se trataría de energía mental/psi. Que luego resulte negativa o positiva, dependerá de quien entre en contacto con ella.
Aquí, en la Casa Encantada, tendríamos también una descarga Psi por parte del sujeto, como un Poltergeist. El protagonista de excepción es la casa, no el sujeto. Además, el motivo de la explosión telérgica no es un trastorno psíquico, sino una carga energética acumulada, adrede o no, por otro/s sujeto/s, en un tiempo pasado. Y la diferencia más importante, mientras que en el caso de un Poltergeist la acción o fenomenología producida puede -de hecho lo hace- asustar, romper objetos, despertar o incluso tirarte de una silla o una cama; en el caso de la Casa Encantada, todo esto se repite e incrementa peligrosamente, pudiendo llegar, incluso, a causar lesiones y a matar (nosotros, personalmente, no tenemos documentación que pruebe este último respecto, pero algunos autores así lo afirman) Es decir, la Casa Encantada podría desear hacer daño, como vimos anteriormente.
El Poltergeist nunca daña, al menos directamente; asusta, pero no tiene mala idea.

casa-embrujada-halloween-2586

Anuncios